De palabras y violencias : Sobre conflictos, política, derechos humanos....

  Archivos
Mar 11 [4]
Feb 11 [3]
Ene 11 [1]
Dic 10 [1]
Nov 10 [3]
Oct 10 [1]
Mayo 10 [1]
Dic 09 [2]
Oct 09 [2]
Sep 09 [6]


Sindicación
Artículos
Comentarios


General
BlogsPeru

Política
Fernando Tuesta
Gonzalo Gamio
Jacqueline Fowks
Martin Tanaka

 
Inicio | Mi Perfil | Suscríbete al blog
Política

 

MIEDO EN EL ESCENARIO ELECTORAL

Enlace permanente 30 de Marzo, 2011, 20:25

Luego de la publicación de las últimas encuestas, que muestran el liderazgo del candidato Ollanta Humala en la intención de voto, percibo a mi alrededor una doble reacción: por un lado, quienes se estremecen ante dicho crecimiento y se lamentan por adelantado por los desastres que su elección traería al país; por otro, quienes comienzan a considerar con seriedad el voto por este candidato, incluso entre personas en las que no hubiera sospechado una preferencia de este tipo.

 

Comento sobre lo primero. Similar reacción se observó en las elecciones anteriores ante el mismo candidato, y en aquella oportunidad se impusieron los llamados a “votar tapándose la nariz”, en expresión de Vargas Llosa, por “el mal menor” (el candidato García). Algo similar se pretende en esta ocasión, aunque aún no queda claro aún si esa alternativa será cubierta por Toledo o PPK.

 

Otro aspecto que se repite es la difusión de mensajes catastrofistas en las caratulas de algunos diarios, que se la han emprendido fuertemente contra el candidato que lidera por el momento las encuestas, en una sucesión similar a la ofrecida en las dos últimas campañas. Varios han mencionado ya que este esfuerzo no sólo es inútil sino que, por el contrario, contribuye con el afianzamiento de la imagen del político al cual se pretende abatir. Estos medios (en realidad, cierto sector políticamente conservador) parecen no aprender de procesos anteriores y no entienden que su acción grosera genera un resultado contrario al esperado.

 

En todo esto, lo verdaderamente preocupante es la intolerancia que se percibe en el ambiente, la poca capacidad para aceptar a quienes piensan diferente. No será extraño, entonces, que en los días que queden para la jornada electoral se multipliquen mensajes de este tipo por cuanto medio encuentren a disposición. No se me ocurre mejor expresión de los rasgos antidemocráticos que aún atraviesan la cultura política nacional.

 

Intento comprender la razón de estas expresiones y no se me ocurre otra explicación que el rechazo de cierto sector de nuestra sociedad a perder o ceder parte de los privilegios concedidos por una gestión política que en los últimos lustros viene conduciéndose con rasgos similares. Y así como me preocupa el autoritarismo que le achacan a Humala, me asusta la ferocidad de las críticas de quienes se sitúan en la orilla contraria. ¿Es que no existe otro modo de procesar la convivencia entre diferentes en nuestro país?

Comentarios -1 ~ Comentar | Referencias (0)
Etiquetas:


 

Pocas ideas y un fondo de intolerancia

Enlace permanente 3 de Octubre, 2009, 8:15

Una más del ministro Pastor. Esta semana ha sido el proyecto de ley que establece la necesidad de un informe técnico elaborado por el Poder Ejecutivo como paso previo a la intervención del Ministerio Público, cuando se trate de investigaciones que involucren la muerte de civiles producto de la participación de efectivos de las Fuerzas Armadas o de la Policía Nacional en zonas de emergencia (ver noticia).

No han tardado los cuestionamientos a esta iniciativa, empezando por la propia Fiscal de la Nación (ver noticia). No entraré aquí a consideraciones jurídicas por no ser mi especialidad, pero en términos políticos lo menos que se puede decir es que la propuesta revela una considerable falta de ideas.

Por todos es conocido que uno de los principales factores para la derrota de Sendero Luminoso fue el paciente y esforzado trabajo de inteligencia policial, que culminó con la captura de los principales dirigentes subversivos. La medida va en sentido contrario. Así, en vez de avanzar en estrategias para el combate de la subversión, la medida nos lleva en sentido contrario a la historia: liberar de control democrático a las fuerzas de seguridad permitió innumerables excesos en la época de violencia. ¿Por qué repetir una experiencia que sólo generó dolor? No sólo poca memoria, sino una pretensión de dejar en la impunidad acciones donde se vulneren derechos.

Se dice que la acción de Inteligencia es difícil en el VRAE y que la lucha está focalizada en esta zona, con poco riesgo de extenderse territorialmente. Todo ello no exime a las autoridades de presentar mejores fórmulas para enfrentar este problema. Sin embargo, lo que tenemos refleja pocas luces y mucha ineptitud.

Pero revela algo más: un nuevo filón antidemocrático del gobierno. Esta no es una medida aislada a zonas de emergencia. Recuérdese otros hechos en los que se ha pretendido justificar el uso excesivo de la fuerza, exonerando de responsabilidad a quienes intervinieron en el control de manifestaciones de protesta. La lógica que aparece es la misma: no importa quien esté al frente, sean senderistas o simples ciudadanos reclamando por derechos, se trata de enemigos que deben reprimirse. Desde esta perspectiva, los costos y responsabilidades no deben cargarse a quienes implementan (las fuerzas del orden), pero al centrar el debate en ello no debe olvidarse que son otros (las autoridades) quienes toman las decisiones desde esta perspectiva.

La vida democrática está plagada de conflictos. John Markoff (Olas de democracia. Movimientos sociales y cambio político, 1999; versión en inglés disponible en Internet) nos recuerda que todo proceso de democratización genera nuevas pugnas por "crear nuevas instituciones de signo democrático". En ese contexto, "(l)as autoridades establecidas consideran habitualmente la democracia como algo ya vigente... (mientras que los) dirigentes de los movimientos sociales, valiéndose de las oportunidades a medida que se topan con ellas... porotestan por su exclusión en nombre de la democracia que aún resta por crear". Esta es una manera de "leer" los conflictos diversos que aparecen en nuestro país. La otra, la de la dinámica amigo-enemigo, polariza y busca destruir al contrario. No es así como entiendo la democracia. Menos aún creyendo que la fuerza de los fusiles, por sí sola, basta para construir la paz y la justicia, sin intervención (y responsabilidad) política de por medio.

~ Comentar | Referencias (0)



Blog alojado en ZoomBlog.com

 

 

<<   Junio 2019    
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Categorías
General [1] Sindicar categoría
Conflictos sociales [3] Sindicar categoría
Culturales [3] Sindicar categoría
Derechos humanos [14] Sindicar categoría
Discriminación [1] Sindicar categoría
Política [2] Sindicar categoría